No comparecen, pero ‘pillan’ el dinero


ellos-y-ellas1

Y es que los mismos que se niegan a ir al Congreso a dar cuenta de su actividad (o no actividad) no sólo se encargaron de hacer lo posible por aparecer en las listas electorales en puestos que les asegurasen escaño, empleo y la integridad de sus actuales sueldos…, sino que incluso en el caso de tres de ellos, ahora ganan más dinero del que percibían cuando no eran ministros en funciones, precisamente gracias al Congreso.

Los ministros ‘rebeldes’ no sólo no renuncian al dinero del Congreso, sino que algunos incluso ganan hasta 22.000 euros más ahora que están en funciones y trabajan lo mínimo.

El bloqueo al que el Gobierno en funciones somete al Congreso de los Diputados, negándose a informar y ser controlado por los representantes de los ciudadanos, tiene una doble cara. Por un lado la del conflicto jurídico. Increíblemente, como es sabido, los miembros del Ejecutivo de Mariano Rajoy, con el Presidente a la cabeza, se han autoproclamado por encima de la Cámara, y han decidido negarse a rendir cuenta de sus actividades.Esta decisión ha llevado a un conflicto entre los dos poderes en el que, según un informe jurídico de los letrados del Congreso del que les hemos informado, el Gobierno está comportándose directamente de manera ilegal. El argumento de Moncloa de que ellos están ya ‘de paso’, y por tanto por encima de cualquier control, es una forma de ‘golpismo’ autoritario que de darse en otro sitio, digamos que en Venezuela, sería tan duramente criticado por los ‘boicoteadores’ y el partido al que pertenecen.Por el lado chungo de la vidaPero tiene otro lado no menos sorprendente. Quizás de menos peso político. Pero aún, si cabe, más chusco. Y es que los mismos que se niegan a ir al Congreso a dar cuenta de su actividad (o no actividad) no sólo se encargaron de hacer lo posible por aparecer en las listas electorales en puestos que les asegurasen escaño, empleo y la integridad de sus actuales sueldos…, sino que incluso en el caso de tres de ellos, ahora ganan más dinero del que percibían cuando no eran ministros en funciones, precisamente gracias al Congreso. Como les contábamos en ELPLURAL.COM poniendo como ejemplo el caso de la agenda de Mariano Rajoy, en estos momentos el Ejecutivo, y los altos cargos que les sostienen, (y de los que también les hablaremos) trabajan al ralentí en el mejor de los casos. Pero al tiempo, como siguen siendo ministros, no desarrollan labor alguna en el Congreso al que se niegan a acudir, aunque les convoquen en las diferentes Comisiones para dar cuenta de los temas que afectan a sus carteras.Enchufados en el Congreso al que niegan su poderIrónicamente, un Congreso del que todos los ministros, menos dos, forman parte como diputados. Y es que excepto el lobista ministro de Defensa Pedro Morenés, y Luis de Güindos, el responsable de Economía, que prefirió mantenerse ‘independiente’, consciente de que tras su fallido salto a la escena de los cargos institucionales internacionales su futuro será más brillante, y lucrativo, en la vuelta a experiencias ‘Lehman Brothers’ que a la política, todos los demás miembros del Ejecutivo Rajoy se colocaron en las listas del PP…, y como números uno o en puestos asegurados.

Jorge Fernández Díaz se aseguró repetir por Barcelona, Alfonso Alonso por Álava, José Manuel Soria por Gran Canaria, y Fátima Báñez por Huelva. Rajoy es hombre que paga favores a los fieles. E incluso a Cristóbal Montoro, al que no querían ni en su natal Jaén, ni en Sevilla, ni en Almería, acabó por colocarlo en la lista de Madrid en puesto ‘asegurado’. Todos ellos han seguido así percibiendo sus sueldos íntegros, no sólo de ministros en funciones (que es exactamente igual de cuando sí funcionaban), sino también el concepto como ‘Indemnización por ejercicio del cargo’ (el popular y erróneamente conocido como ‘plus de vivienda’).‘Subida’ de sueldos a ministrosPero es que además, cuatro de los ministros ‘rebeldes’ al Congreso, incluso ganan más de lo que percibían cuando eran ministros ‘normales’, y sí acudían a las comisiones parlamentarias. Nos referimos al ministro de Exteriores José Manuel García Margallo, a la de Agricultura Isabel García Tejerina, al de Justicia, Rafael Catalá, y al de Educación, Iñigo Méndez de Vigo, que en la pasada legislatura no eran diputados, pero el 20D fueron ‘premiados’ con escaño, lo que les ha valido pasar a percibir esa indemnización, que se concreta en21,886,32 euros para los que son diputados de fuera de Madrid, y 10.446,72 euros para los que residen en la capital. Cantidad de dinero, por cierto, libre de impuestos.En el caso de estos cuatro ministros, por tanto, su situación de ministros en funciones y en rebeldía parlamentaria, paradójicamente les vale para ganar más dinero que cuando eran ministros que cumplían plenamente su trabajo. Entonces sus ingresos se limitaban a sumar los 69.671 euros, que es el sueldo de cada ministro.Que se sepa, ninguno de ellos, ni estos cuatro, ni los otros cinco, ni la vicepresidenta, ni el Presidente, tienen por el momento previsto cambiar nada de su actual privilegiada situación. Ni la de su negativa a comparecer ante suscompañeros diputados, ni la de cobrar su suplemento en condición de parlamentarios.

-kaosenlared

Anuncios

Deja tu comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s